sábado, 23 de junio de 2012

¿Les hablé del otoño en Bariloche?

El refugio López

Fue una gran sorpresa, algo que no esperábamos. No habíamos imaginado encontrarnos con algo así, pero poco a poco fue llegando y todo a nuestro alrededor fue cambiando poco a poco.

Los cerros se encendieron. El otoño llegó y todo se llenó de magia. De tonos rojos, naranjas, amarillos. Fueron sólo unas semanas y nos tiñeron los ojos de imágenes nuevas y hermosas.

A veces, como en un atardecer en la playa, se siente la intensidad de último rayo, de la hora mágica. Diremos entonces que el otoño en Bariloche es la temporada mágica.


Las lengas, desde refugio López en abril

No hay comentarios:

Publicar un comentario